La “crisis” cada vez más palpable

Bueno va pasando el tiempo y las cosas parece que no van a mejor, ultimamente no hago más que recibir noticias de recortes, despidos, cierres, empresas con problemas de pagos, concursos de acreedores… Lo peor de todo es que no sólo se trata de empresas pequeñas si no que hay grandes multinacionales detrás. En prensa cada día es más habitual ver este tipo de noticias.

Incluso algunos laboratorios farmacéuticos estan empezando a despedir personal y retirar líneas de venta. Uno que piensa que siempre son necesarias las medicinas… pero eso no hace temblar el pulso para decidir despedir a 97 trabajadores y cerrar dos líneas de venta.

En algunas empresas multinacionales están prescindiendo de todos las subcontratas (adios outsourcing) incluída la empresa de limpieza. ¿Serán ahora los propios trabajadores los encargados de esas tareas? En esta noticia aparecida en la prensa veis un claro ejemplo.

Lo cierto es que la situación es cada vez más preocupante, todo está relacionado entre sí, y esto es como las fichas de dominó, cuando una cae las demás van detrás. Se empieza con los recortes de personal y de salarios, las suspensiones de pagos, la gente sin cobrar, no hay gasto, el comercio se resiente, uno ahorra todo lo que puede para hipoteca, al final el dinero se acaba, no hay posibilidades de encontrar otro trabajo (en todos lados recortan, no contratan), el paro (para el que lo tiene) no llega para pagar todo, el banco ejecuta la hipoteca, y uno se ve en la calle, sin un duro, sin trabajo… Parece una visión del apocalipsis, pero en realidad, va a ser algo que le va a suceder a mucha gente, y ojalá sea a la menos gente posible.

Ya sabemos que la economía es cíclica, que tiene sus altos y sus bajos, lo que no está tan claro es cuanto dura cada uno. Ahora toca ver quien ha sido previsor para afrontar un tiempo de crisis y quien no. Con la bonanza de los últimos años el consumo se disparó, el precio de la vivienda también y muchas familias españolas (imagino que en otros países también) vivían muy por encima de sus posiblidades reales. Ya se sabe comprar hoy y pagar en cómodos plazos con o sin interes es siempre muy fácil y parece que duele menos. Así que la realidad es que muchas familias no han ahorrado nada durante los años de bonanza, simplemente se dedicaron a disfrutar de los placeres de la vida (que para eso está) sin preocuparse de una posible crisis que se veía muy lejos en el horizonte.

La crisis ya está aquí y es hora de reaccionar.

Anuncios
Explore posts in the same categories: Economía

Etiquetas:

Both comments and pings are currently closed.


A %d blogueros les gusta esto: